Becarios que… cotizan a la Seguridad Social

No siempre es todo negro. Y aunque en este caso sólo hablemos de azul oscuro, dado el panorama de la “becariedad” en España, es cuanto menos consolador -en todos los sentidos- que a los becarios se les reconozca laboralmente esos años de formación en empresas, en los que hacer lo mismo que el resto de la plantilla salía gratis. Así, a partir del 1 de noviembre los becarios podrán cotizar a la Seguridad Social.

Los titulados que vayan o ya hayan realizado algún periodo formativo de prácticas en empresas o instituciones podrán reconocerlo hasta con dos años de cotización. La medida, aprobada por el Consejo de Ministros mediante Real Decreto tiene carácter retroactivo, así que aquellos becarios que realizaron prácticas en años anteriores, hasta en más de cuatro años, también podrán beneficiarse de ella. Para ello, deberán requerir la documentación necesaria a la empresa de prácticas o bien, en el caso de que ésta haya desaparecido, a la Agencia Tributaria.

No todo el monte es orégano

Y es que la norma, que surge para “compensar” a los jóvenes con la subida de la edad de jubilación a los 67 años, tampoco es un chollo.

En primer lugar, sólo serán privilegiados aquellos becarios con título universitario y que por el desempeño de sus prácticas hubieran recibido o vayan a recibir algún tipo de remuneración económica.

Por otra parte, los interesados en computar sus prácticas deberán pagar a la Seguridad Social, en un único pago o a plazos, unos 75 euros aproximadamente por mes trabajado; cifra que puede alcanzar los 1.800 euros en el caso del reconocimiento máximo de 2 años. La base de cotización será la mínima vigente en el Régimen General en el período que corresponda, aplicándose un coeficiente reductor del 0,77.

En el caso de las empresas u organismos que pretendan contratar a becarios bajo la nueva ley ya aprobada, tendrán que cotizar 40 euros al mes por cada trabajador en prácticas, de los que unos 2 euros, se les descontarán a los contratados.

La protección de esta nueva ley al colectivo de becarios, sólo computará de cara a la pensión por jubilación, no reconociéndose el derecho a paro o prestación por desempleo. Así, dicha afiliación cotizará por contingencias comunes, profesionales y de formación profesional, asimilándose a los trabajadores  por cuenta ajena.

Los casos retroactivos y “con demostración fehaciente” de haber realizado dichas prácticas podrán reconocerse desde el 1 de noviembre hasta el 30 de diciembre de 2012.

Finalmente, se estima que entre 100.000 y 200.000 personas podrán acogerse a la nueva ley. Hecho que supondrá el reembolso de unos 120 millones de euros a las arcas públicas, porque, ya se sabe, “Hacienda somos todos”,  y a la hora de recaudar, los becarios también.

NOTA: Podrán consultar dicha información en la Disposición Adicional tercera de la Enmienda de la Ley de las Pensiones que se adjunta en el enlace.

Más información:

http://www.tt.mtin.es/periodico/seguridadsocial/201110/SS20111021.htm

Anuncios

Carta de presentación

Ana María Madroñal

Periodista empedernida por aquello que llaman vocación. En la actualidad, a poco de ser publicista y fan del Social Media.

Joven y consciente de la realidad social en la que nos ha tocado vivir, no hay otra pretensión con este blog que dar el lugar que le corresponde a esos jóvenes que no se resignan a agachar la cabeza y quedarse de brazos cruzados.

  • Licenciada en Periodismo por la Universidad de Sevilla.
  • e-mail: ana.madronal@hotmail.com
  • @AnaMadronal / @JovenesXpertos

MI Curriculum

Por la igualdad en el empleo

La Universidad de Sevilla celebra el I Congreso Andaluz sobre Empleo e Igualdad, espacio de reflexión y debate sobre la necesidad de la plena equiparación de oportunidades, derechos y capacidad de desarrollo entre hombres y mujeres.

En una sociedad pretendida como económicamente sostenible es fundamental la difusión y sensibilización en materia de igualdad de los agentes implicados en el mundo laboral. Así, en este evento, concurren organismos como Consejerías  de Empleo, Igualdad y Bienestar Social, Diputaciones, Instituto de la mujer, Asociaciones del mundo empresarial, universidades, sindicatos, ONGs o asociaciones y profesionales con experiencia en el sector.

Sólo podremos avanzar hacia un futuro mejor, más justo e igualitario, en la medida en que el sexo no sea un motivo por el que seleccionar a trabajadores, y se exiga los mismos niveles de competencias a unos y otros.

Este congreso aborda temas actuales como casos de discriminación y acaso laboral, la precariedad, los planes de igualdad en las empresas, la conciliación familiar y la realidad social en general desde una perspectiva de género integral abordando a todos los agentes implicados.

Más información:

www.empleoeigualdad.com

Programa del Congreso

Recursos de interés:

Ley Orgánica 3/2007, de 22 de marzo, para la igualdad efectiva de mujeres y hombres.

Planes de igualdad

Orientación en la inserción laboral de los jóvenes

Entre el fin de la etapa universitaria, ya con nuestro título debajo del brazo, y la incorporación al mercado laboral, se produce un periodo, que podríamos llamar de confusión. Aunque tenemos recién frescos los conocimientos teóricos sobre el sector profesional, nos falta experiencia, contactos y, sobre todo, tener claro a que rama o sector de nuestra profesión nos queremos dirigir.

Para ello, las Unidades de Orientación o Apoyo al Empleo de las distintas universidades españolas ofrecen un servicio personalizado en la orientación profesional de universitarios y recién titulados. Éste se completa con servicios de intermediación laboral, en el que las universidades u organismos actúan de nexo entre titulados y empresas, bolsas de trabajo, prácticas, becas, y eventos de empleo, entre otros. Precisamente, parte esencial de estas unidades de orientación son los programas específicos que desarrollan para la inserción laboral de los jóvenes.

Estos proyectos parten de la definición de los objetivos profesionales según formación, que derivarán en la elaboración de un proyecto de inserción laboral tutorizado, tanto para trabajar por cuenta propia o ajena.

Actualmente, los distintos programas de inserción van dirigidos a personas con dificultades para acceder al mercado de trabajo: mujeres universitarias, minorías étnicas, discapacitados, extranjeros; y a universitarios y recién titulados en general. En ese sentido, los programas que actualmente se desarrollan son:

  • Programa Uninsert, dirigido a universitarios a punto de acabar sus estudios y a recién titulados para la realización de prácticas profesionales
  • Programa Universem, para la mejora de la empleabilidad de las mujeres universitarias.
  • Programa Konecta, dirigido a jóvenes con discapacidad.

Generalmente, todos estos proyectos están cofinanciados por el Fondo Social Europeo y enmarcado en la Estrategia Europea de Empleo, creada en 1997. Ésta insta a los Estados miembros a aplicar políticas más eficaces en el ámbito de la inserción profesional, el espíritu empresarial, la capacidad de adaptación y la igualdad de oportunidades en el mercado de trabajo europeo.

Datos de interés:

  • Direcciones de otros organismos con unidades de orientación laboral:

– Confederación de Empresarios de Andalucía

– Andalucía Orienta. Unidad de Orientación del Servicio Andaluz de Empleo